Autoestima e importancia del autocuidado

La autoestima es la apreciación que tenemos de nosotros mismos y se va construyendo a lo largo de nuestro desarrollo. Para lograr autoestimarnos, hay que empezar por aceptar quiénes somos, reconocer los logros y los méritos que hemos tenido en la vida a pesar de los retos que hemos enfrentado.

Para cuidarnos es recomendable invertir tiempo en hacer cosas que nos hagan sentir contentos y satisfechos con nosotros. Actividades que nos ayuden a mejorar, aliviar la mente y las emociones cuando estas no son agradables.

Cuidarnos debe ser para todos una de las más importantes tareas pues lo que invirtamos a nuestro bienestar emocional, espiritual y físico, va a contribuir en la posibilidad de disfrutar la vida. El autocuidado también implica protegernos de ambientes poco armónicos, de malas noticias, así como alejarnos de personas negativas y pesimistas.

También hay que darle al cuerpo y a la mente los momentos de descanso y recreación que necesitan para reponerse y regenerarse de momentos críticos o difíciles pues requieren cuidados para poder fluir en salud y armonía, de ahí la importancia de aprender a seleccionar nuestros pensamientos y preguntarnos:
– ¿Esto que pienso me ayuda a sentirme mejor sobre mí?
– ¿Esto que pienso me genera confianza en la vida?
– ¿Las ideas que traigo a mi cabeza y habitan mi mente, me hacen sentir calma y armonía?, ¿me sirven?, ¿me ayudan?, ¿me suman?

Además, ser más amable contigo, tratarte con cuidado y respeto te hará sentir más feliz y resiliente y, muy importante, te hará más compasivo con los demás.

Habla contigo de manera positiva, sobre todo ahora en tiempos difíciles, esto te puede hacer sentir mejor y, ¿por qué no? ayudarte a generar nuevas metas.

Hoy es fácil vivir distraídos por las plataformas digitales, la televisión, las redes sociales, las drogas y el alcohol, y mucho más si necesitamos combatir algún tipo de sufrimiento interno. Autocuidarse no es distraerse con todo lo que esté a tu alcance para no sentir dolor, al contrario, es estar atento a lo que te dices, de lo que te nutres visual y espiritualmente, y estar dispuesto a reconocer tus luchas sin juzgarte, sino aceptándote con compasión.

Ten muy presente que las medidas de autocuidado pueden ayudarnos a retomar el control de nuestra vida, sobre todo en momentos de tensión e incertidumbre.

Si necesitas apoyo para tratar este tema puedes hacerlo con nuestros psicólogos en línea.